El protocolo de la AFA para iniciar la Liga Profesional de Fútbol

Por Impulso

La Asociación del Futbol Argentino publicó en su boletín oficial las instancias normativas para el desarrollo de las competencias de todas las categorías durante la pandemia de coronavirus.

Las consideraciones generales, según lo dispuesto en el boletín 5801, determinan que los jugadores tienen prohibido “escupir y sonarse la nariz antes, durante y después del partido” tanto en el campo de juego como en el banco de los suplentes.

Los futbolistas tampoco podrán besar la pelota, utilizarán botellas individuales para hidratarse, no podrán intercambiar camisetas ni banderines; y si tuviesen que concurrir a la conferencia de prensa deberán hacerlo con barbijo.

Además, jugadores, cuerpo técnico, personal y dirigentes de los clubes deben llenar una Declaración Jurada “de no cursar síntomas al Covid-19” que deberán remitirse por la institución a la AFA.

EL PROTOCOLO

La Copa Liga Profesional 2020, se desarrollará bajo un protocolo que contempla testeos PCR antes de cada partido, encuesta de síntomas, toma de temperatura para ingresar a los estadios y espacios desinfectados dentro de ellos, entre otras medidas de seguridad sanitarias.

El protocolo elaborado entre la LPF y las autoridades gubernamentales de salud dispone que todos los futbolistas y actores partícipes de un partido deban presentar un tests PCR negativo dentro de las 36 horas previas al inicio del juego.

Asimismo, los futbolistas, miembros del cuerpo técnico, personal auxiliar y dirigentes de clubes deberán contestar una encuesta digital de síntomas, que será tomada como declaración jurada y remitida a la AFA y la LPF con la firma del médico y un responsable de cada institución.

Cada partido afectará un máximo de 300 personas y el estadio será dividido en tres sectores. En la zona 1 (campo de juego, alrededores, túnel, vestuarios y otros espacios de competición) trabajarán de 90 a 120 personas; en la zona 2 (puertas del estadio, tribunas, áreas de prensa y palcos), también de 90 a 120 y la zona 3 (perímetro exterior del estadio) se autorizará de 70 a 80 individuos.

El club local tendrá a su cargo la sanitización de todos los espacios de la zona de competición, como también de todo el equipamiento deportivo (pelotas, etc.) y el suministro de productos desinfectantes (dispensers de alcohol, por ejemplo).

El protocolo de la vuelta del fútbol argentino recomienda “minimizar al máximo posible el uso de los vestuarios antes y después del partido”. En el caso de utilización, sugiere “utilización de tapaboca, distanciamiento social, ventilación e higiene”.

Todas las personas que ingresen al estadio se someterán a un chequeo de temperatura corporal a fin de prohibir el acceso de aquellas que presenten un registro superior a los 37,4°C.

En ese caso, se procederá a realizar un segundo registro para descartar factores externos que pudieran haber influido en el primer control y de persistir el valor por encima de indicado se notificará el cuerpo médico presente en el estadio.

Los clubes que no garanticen el respeto de las normas sanitarias previstas en el documento podrán recibir una sanción disciplinaria.

Dentro del campo de juego, en situación de partido, el cumplimiento de las medidas estará a cargo de los árbitros.

Los jugadores tendrán prohibido escupir, sonarse la nariz, besar la pelota, compartir botellas para la hidratación e intercambiar camisetas y estandartes de sus equipos.

El uso de mascarillas será obligatorio para todos (jugadores, cuerpo técnico y auxiliares) los que ocupen un lugar en la zona del banco de suplentes y también para quienes asistan a las conferencias de prensa virtuales que eventualmente se organicen.

 



Te puede interesar:

El regreso de la Libertadores y la Sudamericana 2020

Newell's y Central volvieron a los entrenamientos


Recomendadas

Noticias
que suman