Un grupo de trabajadores portuarios impide que Terminal Puerto Rosario vuelva a funcionar con normalidad

Por Impulso

El puerto rosarino sigue sin volver a la normalidad, paralizado desde hace casi dos meses por un conflicto laboral.

El puerto rosarino sigue sin volver a la normalidad, paralizado desde hace casi dos meses por un conflicto laboral. Este jueves, se esperaba que a las 6 de la mañana y luego a las 12 ingresen los respectivos turnos de trabajadores, pero no pudieron hacerlo por la presencia de un grupo violento de portuarios que montaron un piquete en el portón de 27 de Febrero e impidieron el acceso de sus compañeros.

Cabe recordar que el último viernes se firmó en el Ministerio de Trabajo de la Nación un acuerdo entre el sindicato portuario y TPR, por el cual desde este lunes la actividad debía normalizarse, pero esto no sucedió por la negativa de cinco trabajadores despedidos y grupos de agitación que los apoyan. Inclusive, el gobierno provincial aseguró presencia policial este jueves, pero los efectivos no actuaron sino que se quedaron a unos metros del piquete.

En este marco, la Federación Industrial de Santa Fe reiteró su máxima preocupación e instó a terminar con el conflicto que complica la actividad económica. Desde el Ministerio de Trabajo de la provincia, su titular Juan Manuel Pusineri, dijo este jueves que la responsabilidad de garantizar el funcionamiento del puerto la tiene la empresa.

Por su parte César Aybar, Secretario General del Sindicato Único de Portuarios Argentinos (SUPA), expresó: “Lamentablemente el puerto está parado por cinco personas despedidas con causa. Hasta me siento un estúpido te diría, porque se les consiguió a esos cinco trabajadores que cometieron actos de violencia una indemnización, seguro de desempleo y hasta tienen otro empleo. Pero ahora por ellos está bloqueado el acceso, dejando a cientos de familias sin la posibilidad de volver a ingresar. Hay compañeros que no pueden pagar sus alquileres.

Aybar amplió, en diálogo con RedBoing: “El confllicto está cerrado con la empresa. Se tomaron de nuevo a veinte de los que habían despedido, se acordó que les pague a todos los días caídos, una recomposición salarial, que se les abone un adelanto a los eventuales y el bono de Navidad a los que no lo habían cobrado. Y los cinco que fueron echados con causa actuaron de forma violenta en la asamblea, inclusive contra una compañera que les hizo una denuncia por violencia de género. No puede ser que tengamos a toda la sociedad de rehenes de este grupito con el apoyo de algunos grupos de izquierda”.

“Es el mismo grupo que se nos infiltró en la marcha que hicimos hacia la Gobernación y que ese día rompió las puertas de la Municipalidad, que también se metió violentamente en el Concejo. Quiero dejar en claro también que el acuerdo que hicimos ante el Ministerio de Trabajo de la Nación, con la ministra Kelly Olmos, deja garantizado que la empresa no puede suspender más personal por problemas de infraestructura. Pero ahora tenemos un grupito que impide que esto se lleve a la práctica”.



Te puede interesar:

Concejales en Rosario 2021 - Candidatos

Casos Coronavirus Rosario


Recomendadas

Noticias
que suman