Rosario aplicará políticas públicas para migrantes

Por Impulso

El municipio firmó un convenio con la UNESCO. El acuerdo prevé relevar el estado de situación de la población extranjera en Rosario para acompañar a su integración y a resolver los problemas que puedan enfrentar.

El gobierno de Rosario firmó un convenio con el Centro Internacional para la Promoción de los Derechos Humanos (CIPDH-UNESCO) para abordar de manera local el Proyecto de Monitoreo sobre Movilidad Humana.

El objetivo del convenio es relevar el estado de situación de la población migrante en la ciudad de Rosario con el fin de proponer la aplicación de políticas públicas que ayuden a su integración y a resolver los problemas a los que, como población extranjera, puedan enfrentar. Rosario es la primera ciudad elegida por el CIPDH para el desarrollo de este proyecto.

A través de la información brindada por las diferentes áreas y secretarías de la Municipalidad en contacto con población migrante, un equipo técnico de profesionales del CIPDH extraerá, analizará y procesará información para la elaboración de propuestas a ser aplicadas en el diseño de políticas públicas por parte del municipio.

El Proyecto de Monitoreo sobre Movilidad Humana busca responder a las siguientes preguntas: ¿quiénes son los migrantes que llegan a la ciudad, de qué países provienen, cuáles son las razones de su migración, cuáles sus lenguas, qué necesidades tienen, cómo resuelven su vida cotidiana, que aceptaciones y rechazos encuentran entre los habitantes de la ciudad?

En este sentido, el proyecto busca relevar estos datos, diseñando un “mapa” de estas “llegadas” con el fin de generar políticas públicas que, ajustadas a las normativas de respeto a los Derechos Humanos, permitan lograr una integración y desarrollo de los migrantes a la trama social de la ciudad.

Noticias
que suman