​
Responsive image

Portabilidad numérica: ¿Cuántos clientes tienen Personal, Claro, Movistar y Nextel?

En marzo los usuarios podrán cambiar de compañía reteniendo el número, y esto alterará las cifras de mercado. ¿Quién se beneficiará con el cambio?

La portabilidad numérica es una iniciativa que viene proyectándose desde hace varios años en Argentina y finalmente -luego de varias demoras- se hará realidad a partir del mes de marzo de 2012, y gracias a este derecho los usuarios de telefonía móvil de Argentina podrán ser dueños del número telefónico.
 
Hasta el momento, si un usuario quería cambiarse de compañía, debía renunciar al número, y de esta forma muchos clientes permanecían atrapados en una empresa que no deseaban por el único hecho de mantener el número de teléfono, algo que desde marzo cambiará por completo.
 
Según pudo averiguar IMPULSO, las tres compañías telefónicas más importantes cuentan con una participación de mercado en cantidad de clientes similar, con Claro liderando con 19 millones de usuarios, Personal en segundo lugar con 18 millones de usuario y Movistar, en la tercera posición, con 16.7 millones de miembros. Nextel, se encuentra cuarta con 1.3 millones de usuarios.
 
Si bien con la portabilidad numérica la mayor parte de los usuarios permanecerán en la compañía actual, una fracción de ellos aprovechará el nuevo derecho y se moverá a otra, haciendo que en solo semanas los números y las posiciones obtenidas por las compañías puedan variar.
 
Por tal motivo, las tres empresas líderes han comenzado sus campañas, y Personal fue la que inició primero, luego de un fuerte lavado de cara en su imagen que comenzó en noviembre de 2011, la empresa se adelantó a sus competidoras y comenzó a promocionar la portabilidad numérica. Claro y Movistar respondieron 24 horas después con mensajes en sus sitios web.
 
En marzo, cuando la portabilidad numérica se concrete, las empresas presentarán fuertes campañas, lanzarán productos exclusivos y buscarán reforzar su estrategia de precios para poder competir y saber salir beneficiados por una oportunidad que no se volverá a repetir.