​
Responsive image

La Nación concretó el traspaso de subtes a la ciudad de Buenos Aires

“En dos meses se concretó un proyecto que tiene 12 años”, dijo el vicepresidente Amado Boudou

El Gobierno Nacional concretó este martes el traspaso del sistema de subtes a la Ciudad de Buenos Aires, en un acto que fue encabezado por el vicepresidente Amado Boudou, quien destacó "la velocidad y capacidad de ejecución" de la operación y afirmó que "va a mejorar la distribución territorial del ingreso".

Además de Boudou, encabezaron la firma del convenio el ministro de Planificación, Julio De Vido, y el secretario de Transporte, Juan Pablo Schiavi. Por parte de las autoridades porteñas, asistieron el gobernador Mauricio Macri y los ministros de Desarrollo Urbano, Daniel Chain, y de Hacienda, Néstor Grindetti.

Durante una conferencia de prensa en el Salón Microcine del Palacio de Hacienda, el vicepresidente resaltó que se arribó a un convenio “con velocidad y capacidad de ejecución”, y señaló que, en términos federales, la transferencia va a mejorar la distribución del ingreso, ya que la Ciudad tiene el PBI per cápita más alto del país, con U$S 35 mil anuales, contra U$S 9 mil de promedio nacional.

“En dos meses se concretó un proyecto que tiene 12 años”, dijo y afirmó que el traspaso de la administración de este servicio que funciona estrictamente en la Ciudad va a permitir “destinar fondos al resto del país, con el objetivo de lograr el acceso universal del servicio público”.

Schiavi precisó que el acuerdo contempla el pago del 50% de los subsidios por un año -$ 360 millones- por parte del Gobierno Nacional, así como la continuidad las obras de extensión de la Línea E (hasta Retiro) y la señalización de la Línea A.

El funcionario remarcó que la potestad tarifaria se transfirió al Gobierno porteño, pero advirtió que, en caso de aumento de tarifas, el aporte de la Nación por el pago de subsidios se aplicará a obras de expansión o mejora de la red de subtes, “resguardando que esos fondos se reinviertan para bien de los propios usuarios”.

En ese sentido, Boudou defendió la política de redireccionamiento de subsidios, que implica, expresó, “reasignar fondos para seguir mejorando la competitividad y la capacidad de consumo de la población”

En declaraciones posteriores a la prensa, Schiavi aseguró que si bien hoy se firmó el traspaso del subte, los gobiernos de la Nación y de la Ciudad de Buenos Aires trabajarán en conjunto durante 90 días para realizar “los inventarios, los auditajes y todos los informes técnicos”.

El funcionario señaló que el Gobierno se comprometió a transferir $ 360 millones en 12 cuotas, lo que representa al 50% de los subsidios que Nación destinaba para ese fin hasta 2011. Los fondos provienen del Sistema Ferroviario Integrado (Sifer).

Además, informó que se creó un equipo de trabajo conformado por la Secretaría de Transporte, la Comisión Nacional de Regulación de Transporte (CNRT) y el subterráneo, para auditar la utilización de esos fondos.

Imagen cortesía